RESEÑAS

RESEÑA HISTÓRICA DEL CAFÉ Y SU IMPORTANCIA ECONÓMICA EN EL MUNDO

El café desde hace mucho es el producto agrícola de mayor consumo en el mundo, por encima del té y de otras bebidas, la importancia del mismo representa en muchas economías su principal ingreso de divisas y en otros el primero producto agrícola de exportación.

El café es un commoditie que de acuerdo a su variedad (robusta o arábica) se cotizan en la bolsa de Londres (Robusta) y la Bolsa de New York (Arabico), es un generador de empleos de manera directa e indirecta a millones de personas, desde agricultores, hasta transportistas, bancos, etc.El principal productor de café en el mundo es el Brasil, seguido de Vietnam, Colombia y muchos países en Latinoamérica, Asia y el África.

El Perú no es ajeno a ello y por eso hoy en día es su principal producto agrícola de exportación el tercero en Sudamérica detrás de Brasil y Colombia. El Perú produce alrededor de 4,5 millones de quintales, siendo además el primero productor de café orgánico del mundo. Para fines del 2010 se esperan ventas totales por encima de los US$800 millones de dólares, no solo debido a la producción sino a la subida de los precios internacionales y mayor demanda del café peruano en el mundo.

El Perú es productor de la variedad de los arábicos o café suaves, el cada vez mejor trabajo de productores, exportadores y todos los que integran la cadena cafetalera ha hecho de que el café peruano sea reconocido internacionalmente y se mantenga en un crecimiento de la producción constante a pesar de las crisis de fines de los 90 comienzos del 2000, que hizo que en muchos países se cambiara la producción del café.

Hoy en día las metas es posicionarse internacionalmente como un café de calidad reconocida por el esfuerzo de todos los integrantes de este grano que gusta y apasiona al que ingresa en su mundo y ha probado de el mismo.

 

EL ORIGEN DEL CAFÉ

Las plantas de Café son originarias de la antigua ETIOPIA.
Es fácil confundirse con el origen verdadero del café, ya que antiguas leyendas sobre el cultivo y la costumbre de tomar café provienen de Arabia. Uno de los más antiguos escritos que hace referencia al café es llamado "The Success of Coffee" (El éxito del café), escrito por un sensible hombre originario de la Mecca llamado Abu-Bek a principios del S.XV y fue traducido al Francés en 1699 por Antoine de Gailland, el mismo que tradujo "Thousand and One Arabian Nights" (Las mil y una noches).

 La más fuerte y aceptada de las leyendas acerca del descubrimiento del café y la bebida del café es la que hace referencia a un pastor llamado Kaldi. La leyenda dice que Kaldi se dió cuenta del extraño comportamiento de sus cabras después de que habían comido la fruta y las hojas de cierto arbusto. Las cabras estaban saltando alrededor muy excitadas y llenas de energía. El arbusto del que Kaldi pensó que sus cabras habían comido las frutas tenía como frutas parecidas a las cerezas. Entonces Kaldi decidió probar las hojas del arbusto y un rato después se sintió lleno de energía.

 Kaldi después llevó algunos frutos y ramas de ese arbusto a un monasterio. Allí le contó al Abad la historia de las cabras y de como se había sentido después de haber comido las hojas. El Abad decidió cocinar las ramas y las cerezas ; el resultado fue una bebida muy amarga que él tiró de inmediato al fuego. Cuando las cerezas cayeron en las brazas empezaron a hervir, las arvejas verdes que tenían en su interior produjeron un delicioso aroma que hicieron que el Abad pensara en hacer una bebida basada en el café tostado, y es así como la bebida del café nace.
 Los Árabes fueron los primeros en descubrir las virtudes y las posibilidades económicas del café. Esto fue porque desarrollaron todo el proceso de cultivo y procesamiento del café y lo guardaron como un secreto. Los Árabes también trataron de evitar la extradición de cualquier semilla de café.

El café comenzó a conquistar territorio en el mundo como la bebida favorita en Europa, y llegó a Italia en 1645 cortesía de el comerciante Veneciano Pietro Della Valle. Inglaterra comenzó a tomar café en 1650 gracias a el comerciante Daniel Edwards, quien fue el primero que abrió un establecimiento de venta de café en Inglaterra y en Europa. Otro autor, H.J.E. Jacob, afirma que el café como bebida en Europa comienza en Vienna con la invasión por parte de Turkish bajo el comando de Kara-Mustafa. Jacob además da crédito a un héroe de la época, Josef Koltschitzky, por abrir el primer "Cafe" en Septiembre 12 de 1683 en el centro de la ciudad de Vienna.
 El café llegó a Francia a través de el Puerto de Marsella. En 1660 algunos comerciantes de ese puerto quienes sabían del café , sus atributos y efectos por sus viajes alrededor del mundo, decidieron llevar unos cuantos sacos desde Egipto y por 1661 la primera tienda de café fue abierta en Marsella.

 La historia señala a Soliman Aga, el embajador de Persia en Paris durante el reinado de Luis XIV, como el primero en introducir el café en la Monarquía y la alta sociedad Francesa.

 La primera tienda de café en Paris fue abierta al público en 1672 por Pascal Armeniano a lo largo de la tradicional avenida Saint German. Un Siciliano de nombre Procopio abrió una tienda similar cerca, donde se reunían alrededor del exquisito sabor del café, muchos de los mejores ejemplares de la sociedad Parisina. En 1689 Procopio trasladó su tienda de café a un lugar cerca al Teatro de la Comedia Francés donde prosperó y finalmente finalizó cuando ya era conocido en todo Paris.

El Café en América

El café cruzó el Atlántico en 1689, con la apertura del primer establecimiento en Boston. La bebida ganó popularidad y obtuvo el rango de bebida nacional, después de que los rebeldes lanzaron al mar el té sobretasado por la corona británica durante el motín del té en Boston. Esta operación clave se preparó en la cafetería Dragón verde.
En 1714, el capitán de infantería Gabriel Mathieu de Clieu ocultó un esqueje de una planta de café ofrecida por Holanda al rey Luis XIV de Francia y conservada en los invernaderos reales para establecerlo en las cuestas del Monte Pelée en Martinica y en Santo Domingo. Cincuenta años más tarde, se cuentan 19 millones de plantas en Martinica.

La primera plantación en Brasil (uno de los mayores productores, junto a Colombia) se estableció en 1727. Su industria dependía de la práctica de la esclavitud, que se suprimió en 1888.

HISTORIA DEL CAFÉ EN EL PERÚ

Los datos históricos registran la llegada de plantaciones de café a Lima en 1760 desde la ciudad de Guayaquil, cuando ésta formaba parte del virreinato del Perú, pero dan cuenta de que ya existían algunas plantas en Huanuco, aunque sin fecha exacta ni lugar de procedencia. Nadie pudo dar cuenta de quién las sembró por primera vez.
Hacia fines del siglo XIX, la producción de café en el Perú estaba dedicada al consumo local con un bajo porcentaje del grano que se exportaba a Chile. Las principales zonas de producción estuvieron ubicadas en la selva alta semitropical, en áreas correspondientes a Moyobamba, Jaén, Huánuco y Cusco.

En Chanchamayo, un fértil valle del centro del país colonizado entonces por franceses, alemanes, ingleses e italianos, el café comenzó a cultivarse en asociación con otros productos como caña de azúcar, coca, tabaco y cacao. Recién a partir de 1850, la región adquiere un ritmo constante de producción cafetalera, cuya difusión estuvo a cargo de los sacerdotes jesuitas y alcanzó sus más altos niveles a partir de 1880.

El alza de los precios internacionales hacia 1887 convirtió al Perú por primera vez en exportador de café, siendo sus principales mercados Chile, Inglaterra y Alemania. Posteriormente, la caída visible de los precios como consecuencia de la depresión en la última década del siglo XIX, desencadenó la debacle de la economía del país que fue más álgida a partir de 1902 y recién se recuperó en 1910. Hacia esa época y simultáneamente con la mejora de los precios internacionales del café, éstos permanecieron altos y estables hasta 1920, lapso que coincidió con la alta producción de los cafetales.

En los años 30 el valle de Chanchamayo se consolida como una zona cafetalera con instalaciones que permitían procesar mayores cantidades de granos, garantizando una calidad uniforme. Simultáneamente, compañías formadas por capitales ingleses recopilaban y comercializaban la producción de café del valle del río Perené, que incluía Chanchamayo, Tarma y La Merced. La política era producir café de alta calidad como garantía para asegurar precios elevados.

Durante el período de 1950 a 1960 se consolida el cultivo del café en mérito al esfuerzo conjunto de empresas productoras y exportadoras que alcanzaron reconocido prestigio internacional.
La reforma agraria decretada por el gobierno militar de 1968 afectó enormemente el desarrollo de la agricultura peruana y fue un factor determinante para la aparición de pequeños caficultores que la actualidad constituyen el grueso de los productores de café en el país.

Ya en los últimos 30 años el crecimiento del café se ha dado en función a mejores precios, por la diferenciación de los cafés ya sean especiales orgánicos o certificados, primero que nada para contrarrestar los bajos precios de fines de los 90 y segundo en un medio por reemplazar el cultivo de la hoja de coca por productos que en mismos ambientes podían cultivarse, sea el café o el cacao. Esto hizo que la producción siga de forma ascendente e incrementándose en nuevas áreas cafetaleras.
NOVEDADES DEL CAFE
17
ABR
Sepa más del libro sobre el café peruano premiado en el extranjero
09
FEB
En qué ciudades se toman los mejores cafés del mundo
28
ENE
El café peruano empieza a ganar prestigio en los mercados mundiales
Ver más
PRODUCTOS

 

Calle Durero N° 378 San Borja - Lima
Telf.: 250-0280 / 250-0279 - Fax: 250-0282 central@cafeinca.com
CAFE INCA 2011 - POLITICA DE PRIVACIDAD - Diseñado por Busines & Bytes siguenos en